Tecnología

Mantenimiento

30 años

volando sin parar

Nuestros túneles están preparados para generar el viento suficiente y poder volar en ellos continuamente. La mayoría de los voladores que entrarán a volar en nuestros túneles serán principiantes. Esto significa que cascos, zapatos u otros objetos, alguna vez saldrán volando dentro del túnel.

En algunas tecnologías estas circunstancias obligan a parar la actividad del túnel unas dos horas, dependiendo del tiempo que se tarde en retirar cualquier objeto suelto que se encuentre dentro del sistema.

EYDISA WIND TUNNELS tiene reducido este tiempo, en menos de 5 minutos. Cualquier miembro del Staff puede revisar todos los conductos del túnel dentro de ese tiempo, debido a que nuestro sistema es capaz de ser accesible directamente a todos los puntos de la instalación (distribución arquitectónica exclusiva de nuestro sistema constructivo).

Utilizamos los mejores materiales para garantizar la mayor vida útil posible a nuestros túneles

Renovamos el aire

Además de lo anteriormente expuesto, renovando el aire que está dentro del circuito, ayuda a que tanto el Staff como los visitantes se encuentren en un ambiente más saludable. Si una persona vuela estando enferma dentro del túnel de viento, y el aire no es renovado, hay una alta posibilidad de contagio a otros voladores.

Túneles de larga duración

Nuestros túneles de viento no solo están fabricados para superar otros de la competencia, sino también para que tengan una “vida útil” más larga. Cuando construimos un túnel, nuestro objetivo es que durante 30-40 años obtenga la más alta calidad de fabricación.

Reemplaza tu motor en 24 horas

Sin embargo, cualquier motor fabricado actualmente no puede tener una garantía de 40 años sin parar de funcionar. Es por eso que tenemos previsto en nuestra tecnología un sistema de extracción rápida de los motores del túnel, pudiendo reemplazarlos en menos de 24 horas. Cuando en otros túneles para esta operación se necesitan más de dos semanas.